INTERNACIONAL



FRASES CÉLEBRES QUE NOS DEJA EL PAPA EN SU VISITA A COLOMBIA
Septiembre 15 de 2017
Hacemos una recopilación de las frases más significativas pronunciadas por el Papa  Francisco en su reciente visita a Colombia.  Son una invitación y una guía que debemos  tener en cuenta para no cejar en el proceso   de construcción de la tan anhelada paz.

"Quise venir hasta aquí para decirles que no están solos, que somos muchos los que queremos acompañarlos en este paso; este viaje quiere ser un aliciente para ustedes, un aporte que en algo allane el camino hacia la reconciliación y la paz"
“Todo esfuerzo de paz sin compromiso sincero de reconciliación siempre será un fracaso”
"Reconciliarse es abrir una puerta a todas y a cada una de las personas que han vivido la dramática realidad del conflicto".
"La violencia engendra más violencia, el odio más odio, y la muerte más muerte. Tenemos que romper esa cadena que se presenta como ineludible, y eso sólo es posible con el perdón y la reconciliación"
“Es cierto que en este enorme campo que es Colombia todavía hay espacio para la cizaña. Ustedes estén atentos a los frutos, cuiden el trigo y no pierdan la paz por la cizaña”
La verdad no debe, de hecho, conducir a la venganza, sino más bien a la reconciliación y al perdón”
“La verdad es una compañera inseparable de la justicia y la misericordia. Juntas son esenciales para construir la paz”
“No podemos aprovecharnos de nuestra condición religiosa y de la bondad de nuestro pueblo para servirnos y obtener beneficios materiales”
“En este entorno maravilloso, nos toca a nosotros decir sí a la reconciliación; que el sí incluya también a la naturaleza. No es casual que incluso sobre ella hayamos desatado nuestras pasiones posesivas, nuestro afán de sometimiento”
 “La violencia que hay en el corazón humano, herido por el pecado, también se manifiesta en los síntomas de enfermedad que advertimos en el suelo, en el agua, en el aire y en los seres vivientes”
 “La búsqueda de la paz es un trabajo siempre abierto, una tarea que no da tregua y que exige el compromiso de todos”.

“Que este esfuerzo nos haga huir de toda tentación de venganza y búsqueda de intereses solo particulares y a corto plazo."

“No es la ley del más fuerte, sino la fuerza de la ley, la que es aprobada por todos, quien rige la convivencia pacífica”
“Como no van a poder
 “Hay densas tinieblas que amenazan y destruyen la vida: las tinieblas de la injusticia y de la inequidad social; las tinieblas corruptoras de los intereses personales o grupales, que consumen de manera egoísta y desaforada lo que está destinado para el bienestar de todos”.
Reconciliarse es abrir una puerta a todas y a cada una de las personas que han vivido la dramática realidad del conflicto”.

 “Cuando las víctimas vencen la comprensible tentación de la venganza, se convierten en los protagonistas más creíbles de los procesos de construcción de la paz”.
 “La Iglesia es ‘zarandeada’ por el Espíritu para que deje sus comodidades y apegos”.

“El diablo entra por el bolsillo…”. No se puede servir a Dios y al dinero”.
"Colombia hace décadas que a tientas busca la paz y, cómo enseña Jesús, no ha sido suficiente que dos partes se acercaran, dialogaran".
"Colombia, tu hermano te necesita, ve a su encuentro llevando el abrazo de paz, libre de toda violencia, esclavos de la paz, para siempre".


Premio Nobel de Paz 2016  a Juan Manuel Santos Presidente de la República de  Colombia
Para los Colombianos es la mejor noticia del año 2016. No más  guerra sí a la paz.

Con Medalla de oro y un diploma que lo acreditan como el nuevo Nobel de Paz 2016  y que  el país sufriera  50, 70 años de conflicto el presidente Santos hizo un esfuerzo para que por fin se abandone la guerra y se practique una cultura de paz y no violencia.

Desde Oslo Noruega y al momento de la ceremonia lo acompañaban una delegación de  30 personas, entre funcionarios del gobierno, familias y victimas del conflicto; Leiner Palacios, Íngrid Betancourt, Pastora Mira García,  Clara Rojas, Liliana Pechené, Héctor Abad, invitados por el presidente. Su señora esposa María Clemencia Rodríguez, sus hijos María Antonia, Martín y Esteban, el negociador del gobierno en la Habana Humberto de la Calle, el alto comisionado de paz Sergio Jaramillo. La entrega del premio  lo realizó la vicepresidenta del Instituto del Nobel, Berit Reiss-Andersen ante  mil invitados de diferentes nacionalidades.




Agradecimiento: a Caracol Televisión y a los profesionales periodistas que transmitieron y difundieron al mundo entero el Premio Nobel de Paz otorgado  al Presidente de Colombia Doctor Juan Manuel Santos.


                                                                                                                
Septiembre 26-2016

“!EN  NOMBRE DE LA FARC-EP
OFREZCO  SINCERAMENTE  PERDÓN 
A TODAS  LAS VÍCTIMAS DEL CONFLICTO”
TIMOCHENKO¡”

Resúmen de los Discursos en la Firma del Acuerdo de Paz

El Centro de Convenciones de Cartagena de Indias, plaza de banderas, es el escenario del encuentro para firmar la paz entre el Gobierno Nacional y la Guerrilla de las FARC-EP. El 26 de septiembre de 2016, fecha inolvidable para los Colombian@s,  con camisa, pañuelos blancos y un minuto de silencio se invitó a preparar los corazones, a hacer un minuto de silencio por los colombianos muertos en el conflicto.

Con alegría los Colombianos  acogieron  este  emotivo acto de firma  del acuerdo final, donde existe la posibilidad de que la historia de la nación se divida en dos; Antes y Después.
Y es aquí el momento donde los firmantes del acuerdo de paz, comandante de la FARC-EP Rodrigo Londoño y el presidente de Colombia Juan Manuel Santos, firman para darle el fin a la guerra.  “! las balas escribieron nuestro pasado, la paz escribirá nuestro futuro¡”
Cincuenta y dos años serán un gran aliciente para aumentar la votación por el “SÍ”  en un plebiscito, que cambiaría  la historia del país  y que  fue lo acordado en la Habana Cuba. Es el compromiso de exigir a la ciudadanía su participación política en todos los  escenarios que  se requieran.

Renace una  nueva era y con  la construcción de paz, vamos hacia la política sin armas, desarmemos las ideas. Se busca encontrar una senda de reconciliación, la patria no se puede desangrar más,  debe haber justicia social,  perdón y reconciliación.  Colombia debe ser territorio de paz,  ser hermanos todos, creer en los tratados de paz. Toda forma de violencia es un atentado contra la humanidad, hay que perseverar la paz. Colombia empezará ser diferente; se dejan las armas y  debemos poner fin a todo lo que hace daño.

No hay nada imposible para la felicidad de un país si así lo deseamos. Es bueno  vivir dignamente; la violencia trae más violencia, la paz trae más  paz, no debemos  promover el paramilitarismo, el acuerdo permite visibilizar a los pobres en una convivencia pacífica  por la paz y la democracia, por fin a la discriminación y a la indiferencia, debemos tener convivencia  en medio de la diversidad. La paz es un elemento esencial para el futuro, para no recordar más ese 9 de abril de 1948, guerra nefasta. ¿Por qué matarnos?  No más gente sufriendo, necesitamos justicia social. Democracia real.

Por último el camino correcto para encontrar paz es  desde  el hogar, la familia, los seres queridos, sus amigos, vecinos. La violencia es el miedo a los ideales, por esto el concejo final es que nadie debe sufrir, ni en ningún territorio, nadie debe morir de hambre. “Los Colombianos somos un ejemplo para el mundo. En nombre de las FARC-EP  FUERZAS ARMADAS REVOLUCIONARIAS DE COLOMBIA EJERCITO DEL PUEBLO, ofrezco sinceramente perdón a todas las víctimas del conflicto” fueron las palabras más aplaudidas a Timochenco.

La segunda intervención  la realizó el presidente de Colombia Juan Manuel Santos. “Cesó la horrible noche.”, verso del Himno Nacional con el que comenzó su discurso. “los cinco aviones de la Fuerza  Aérea  que significan las cinco décadas del conflicto, que marcaron los colores de la bandera nacional en el  firmamento” dijo en otro de sus apartes.

Empieza una nueva era para la política, 297 páginas contiene el libro del Acuerdo Final de Paz, forrado en una cinta tricolor  El primero en firmar fue el comandante de la FARC.EP Rodrigo Londoño luego el presidente Juan Manuel Santos quien vestido de blanco, tomó el balígrafo lo levanto.  “Las  balas escribieron nuestro pasado, la Educación escribirá nuestro futuro.”

En el escenario los  acompañaban los mandatarios,  garantes y negociadores,  secretario general de la ONU,  Ban-Kimoon,  el canciller de Noruega; Borge Brende,  el rey Emérito de España, Don Juan Carlos, catorce  presidentes visitantes y el equipo de negociadores del Gobierno y las FARC-EP.

Se contaba con la presencia de  ex presidentes, jerarcas  eclesiásticos, ministros,  congresistas, empresarios, campesinos, representantes de derechos humanos de las iglesias, víctimas del conflicto, organizaciones sociales, docentes, comunidad afro-colombiana, indígenas artistas y los  diferentes medios de comunicación nacional e internacional.

Al finalizar el  presidente Santos agradeció a la ONU, a la Cruz Roja, a la comunidad internacional, a Dios por “La fortaleza, la templanza y la paciencia”  para sacar adelante el  Acuerdo de Paz. Dice que es apenas el comienzo. Que hay que seguir construyendo la paz entre tod@s.

 La ceremonia concluía  con la canción “Himno a la Alegría”


Septiembre 28-2016

A PROPÓSITO DEL ACUERDO
UN FUERTE ABRAZO A TODAS Y TODOS 
En algunas ocasiones he guardado silencio, en otras he sido muy prudente con los comentarios y en la gran mayoría de ocasiones he llamado no solo a informarse sobre el acuerdo de paz sino a estudiarlo, a ir mas allá de la simple información o una lectura a “vuelo de pájaro de la cantidad de páginas” y estudiar el acuerdo, recuperando la memoria histórica del país, analizando desde la cotidianidad los diversos puntos del acuerdo, confrontando desde lo político, lo económico y lo ideológico los planteamientos de CONTEXTO SOCIAL realizado en el acuerdo; considerando fundamental que este estudio, análisis y debate del acuerdo solo es el inicio para profundizar en sus líneas y en los compromisos que se van a generar después de la firma y después del SI o del NO. 

Igualmente por respeto a la familia, a mi compañera, a mis hijos, a los estudiantes con quienes comparto la construcción de conocimiento y el intercambio de saberes… a esa familia extensa de amigos y conocidos que enriquecen mi entorno… los he invitado discernir sin prevenciones, sin apasionamientos, sin señalamientos ni estigmatizaciones, sin desprecio las tesis planteadas por quienes promueven el SI y a su vez las tesis de quienes promueven el NO… desde luego con el interés de lograr mayores argumentos, una toma de decisiones significativa con grandes aprendizajes y sin polarizaciones, ni manipulaciones y no hacerle el juego a la fundamentación cotidiana en cada uno de nosotros de una doble moral, porque si queremos aportar de verdad a acabar con el conflicto es fundamental construir nuevas formas de dialogar, de compartir y de incidir socialmente. 

En ese sentido con el permiso de ustedes quiero hacer unas breves reflexiones: 
En primera instancia, no voy a redundar en la cantidad de explicaciones que ya se han dado con respecto al número de víctimas que ha dejado esta guerra, la cual no inicia con el nacimiento de la guerrilla sino con el sentido de lo que algunos han denominado y siguen cayendo en el error de considerar LA INVASIÓN DE LOS PUEBLOS LATINOAMERICANOS COMO UNA “CONQUISTA”; acaso ¿A quién le gusta que lo conquisten con violaciones, saqueos, expropiaciones y aniquilación? Y aunque a esto no se le presta la mayor atención muchas de nuestras raíces culturales de sometimiento, de justificación, de agresión, de violencia, de indignación están ancladas en ese momento histórico.

Aunque es muy importante reconocer el número de víctimas, las formas utilizadas, reconocer los sitios en donde se perpetuaron estos acontecimientos; reconocer la gran inversión humana, material y económica que se hace en la guerra; me parece fundamental recuperar un artículo publicado por el espectador en Enero de 2015 que menciono: “Un día de conflicto interno vale 60 mil millones de pesos: Voceros de paz”; solamente para llamar la atención a quienes desde la falta de información e ignorancia se pelean entre el SI y el NO, por lo que se les va a entregar a los guerrilleros; que ya algunos especialistas en economía hacen sus planteamientos que de este presupuesto no solo se puede hacer la inversión definida en el acuerdo sino que además quedaría un saldo a favor para la construcción de escuelas y universidades públicas, hospitales y centros de atención en salud para la población colombiana, carreteras y grandes posibilidades de empleo en el campo y la ciudad. Habría entonces que pensar ¿Cuándo no se podría construir a partir de una apropiación personal, comunitaria, colectiva de una CULTURA DE PAZ Y NOVIOLENCIA? 

En segunda instancia, en relación directa con la problemática de la tierra es importante considerar además de lo planteado en el acuerdo, que si bien se viene definiendo la devolución de tierras y la entrega de tierras a campesinos “pobres”, como se va a establecer este punto como una POLITICA PUBLICA en tierras que trascienda de la tierra, el uso de los ríos, de los mares y de los recursos naturales.


Hay que trascender el tema de devolución y se consolide con temas de cooperativismo campesino en grandes áreas de producción, calidad de la tierra, la incentivación a cultivos, la prioridad para la producción de alimentos para la población colombiana y para los productos que posicionen al país como exportador en calidad y beneficio social limitando y condicionando el uso, mantenimiento por grandes terratenientes y por multinacionales que vienen arrasando el territorio nacional con los recursos naturales como en caso de COCA-COLA que destruye la reserva natural, pago de malos salarios y destruye paulatinamente la vida de sus consumidores; como es el caso de quienes promueven la siembra y venta de cultivos TRANSGENICOS, es decir alterados genéticamente como en el caso de papa, el maíz, el plátano, la yuca y frutas que lo único que hacen es rendir las ganancias de la empresas de especialmente los envasan en pequeños paquetes que luego son consumidos especialmente por niñas, niños y jóvenes en lo que denominan “refrigerio”; como el caso del cultivo de plantas medicinales única propiedad de las grandes empresas farmacéuticas que devuelven el producto encapsulado a precios inalcanzables por las grandes mayorías de la población colombiana o simplemente cuestionar la explotación y robo de los recursos naturales que como el caso de ECOPETROL, EMGESA, PRICESMART, DOLE, FOTÓN, UNILEVER, HOLCIM, BAYER, WHIRLPOOL, YARA COLOMBIA, MAKRO, CEMEX LATAM HOLDING o sus aliados entre otros, que no solo es importante reconocer lo relacionado con los recursos naturales o el tema salarial sino que además es importante analizar su responsabilidad en el conflicto con la financiación y auspicio de diferentes expresiones de guerra.

Aquí en este punto, es fundamental una pregunta a la iglesia, o mejor a las magnas iglesias del país que poseen grandes extensiones de tierra ¿Cuál va a ser su aporte real en la devolución de tierras y en el soporte directo y efectivo al campesinado colombiano? Sin la generación de rivalidades entre las diferentes expresiones de fe, sin engaños, ni manipulación de informaciones o de conocimientos pastorales. 

En tercera instancia, es importante hacer un declaración frente a las miles y miles de víctimas que han sido producto de la aplicación de la ley 100 en salud, ¿o será de muerte y padecimiento?; que cuyo caso no sería juzgar únicamente el propósito y dimensión del creador de dicha ley sino de quienes desde diferentes gobiernos la han venido implementando como cómplices de un sistema nefasto que la han hecho cada vez más violenta contra “TODO EL PUEBLO COLOMBIANO”; deteriorando, atropellando la ética médica y deshumanizando la atención, el cuidado, el tratamiento de situaciones especiales, la medicación, la salubridad y convirtiendo cualquier tipo de procedimiento en un negocio que solo beneficia a las grandes empresas y los grandes traficantes de la salud – enfermedad en donde incluyen el tráfico de órganos y hasta la muerte misma. 

En cuarta instancia, considerar un fuerte movimiento social que se plantee la construcción de una política pública en educación que no solo se piense en la cobertura y darle cupos a todos; porque no se trata de crear y crear escuelas, colegios y universidades sino que además de posibilitar el espacio en una educación para todas y todos. Se debe incidir en los procedimientos educativos para desarrollar una educación de calidad, al servicio de las necesidades e intereses de la población colombiana y no únicamente al servicio de las grandes multinacionales o del mercado común, o para satisfacer las ganancias de una sociedad de consumo.

Se requiere de una educación primaria, secundaria, técnica, tecnológica, profesional y de especialización y en el aumento de las líneas de investigación social y del desarrollo de la ciencia en la que el país mantenga un rumbo en altos conocimientos o conocimientos especializados, no para superar las pruebas de estado o para superar las pruebas internacionales que en medio de las competencias educativas se convierten en importantes sino en el desarrollo de procesos educativos, investigativos y científicos al servicio de la humanidad. ¿Porque en lo educativo la gran mayoría de la población colombiana tiene que conformarse con las migajas de lo técnico laboral o para ensamblar y reparar y no para crear, para emprender y para dirigir? Un planteamiento interesante realizado por mi compañera es no recurrir a la “paciencia” para aprender y trascender sino incidir desde la “PAZ – CIENCIA” para ser creadores de sociedad y de vida. 

Estoy convencido que desde el tema de la salud mental, desde el tema del arte, la creatividad, el desarrollo de la imaginación sin límites, el compartir espacios fraternos, afectivos, amorosos de dignificación del ser humano se pueden generar programas significativos que permitan debilitar y porque no acabar con expresiones de delincuencia, consumo de substancias psicoactivas, organizaciones delictivas, al margen de la ley y criminales, o el desarrollo de programas con quienes apenas empiezan a infringir y contravertir a la ley; estoy seguro que colectivamente, desde diferentes espacios comunitarios podemos aprovechar un sin número de dinámicas y procedimientos para realizar programas en los que se fortalezcan expresiones de JUSTICIA, DIGNIDAD, RESPETO SOCIAL Y HACER REALIDAD DESDE LA COTIDIANIDAD LA APLICABILIDAD DE LOS DERECHOS HUMANOS. 

Aunque existen muchos más temas fundamentales, dejo esta estela de reflexiones en las que considero que con quienes no se puede hacer ninguna tregua ni negociación en el conflicto es con quienes consideran la CORRUPCION como un medio para pensar en generar acciones en una sociedad. 

HAY QUE PENSAR QUE ESTA ES UNA INMENSA OPORTUNIDAD PARA RECONSTRUIR EL PAIS EN MEDIO DE LA CELEBRACION DE LA FIESTA POR LA VIDA Y LA ESPRANZA Y NO EN MEDIO DEL CONFLICTO, LA MUERTE Y LA AGONIA SOCIAL. 

MARCO ANTONIO MURILLO N.

Descripción: Descripción: C:\Users\LILI CASTRO\Pictures\Correo_ LILI - Outlook_files\aL-TjjYppK9.png



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recreando-Ando: Comunicación Alternativa

Recreando-Ando: Comunicación Alternativa